8 acciones para mejorar tu liderazgo en la oficina y dar pie al crecimiento de tu empresa

8 acciones para mejorar tu liderazgo en la oficina y dar pie al crecimiento de tu empresa

Para triunfar en el mundo laboral es necesario trabajar en equipo. No importa que tan grande o pequeña sea la empresa, contar con un excelente liderazgo es vital para alcanzar los mejores resultados.

Si tienes bajo tu cargo una o varias personas te instamos a desempeñar las siguientes actividades y con ello, desarrollar tu liderazgo:

  1. Establecer objetivos. Cada persona que labora en la organización, desde el director hasta el becario deben de conocer a la perfección los objetivos de la empresa y trabajar en pro de ellos.
  2. Transmitir tu pasión. Nadie camina un kilómetro extra por un esfuerzo que no entiende completamente y que no cree posible. Es importante impregnar en los empleados una identidad organizacional que los haga avanzar en pro de la empresa y asistir a la oficina convencidos de crear una diferencia.
  3. Planificar. Para llegar a una meta primero debe de trazarse una ruta y el encargado de hacerlo siempre será el líder. Si bien podemos delegar algunas funciones, debemos sentarnos con nuestros colaboradores y dejar en claro cada uno de los objetivos, al mismo tiempo que marcamos el camino que todos seguirán para llegar hasta ahí.
  4. Ser el instructor. Uno de los principales retos de cualquier empresario es ser un buen líder. Para lograrlo no basta con sólo delegar órdenes, sino dando el ejemplo y estando ahí cada que surja un problema o capacitar a más personas para que puedan resolverlo.
  5. Controlar los procesos. Para que exista orden en una empresa es vital que haya procesos bien definidos. Lo anterior no significa que, de no haber, las cosas se van a salir de control en más de una ocasión, sin embargo, los procesos hacen que la toma de decisiones sea más ágil y acertada.
  6. Evaluar. La evaluación crítica de las acciones permite identificar buenas prácticas y cuestiones a mejorar a lo largo del camino.
  7. Escucha a tus empleados. Cabe mencionar que trabajamos con personas y no con objetos, es importante crear un ambiente de confianza entre tus colaboradores. Quizás ellos tengan problemas que interfieren en su trabajo y que podrían arreglarse hablándolo.
  8. Dales el mérito por sus ideas. Un error común en muchos jefes es adjudicarse los logros o mérito de sus subordinados o no reconocer sus iniciativas. Está científicamente comprobado que todas las personas tenemos necesidad de reconocimiento. Si este fuera el caso, estamos seguros que de no hacerlo, notarás una diferencia positiva.

 


Por último, cabe recalcar que el liderazgo es parte de la vida diaria, no importa el lugar, siempre hay líderes. Por lo mismo, recuerda que un buen liderazgo siempre va acompañado de un ambiente laboral apto para los trabajadores que ahí laboran.

Trabajar en un ambiente donde se propicien aspectos como el networking y existan diversas amenidades para tu equipo de trabajo, es fundamental para un ambiente productivo que dé resultados positivos a tu empresa.

CREA - Guía #3 - ¿Qué garantiza el éxito de una empresa?

Temas: Centro de negocios

Nuevo llamado a la acción